SESION FOTOGRAFICA Y PINTURA CORPORAL

Es un privilegio inigualable la confianza que deposita en nosotros la madre con su pancita, que desde algunos meses está creciendo en silencio, moviéndose; cada vez más hasta dejar el ombligo de Mamá fuera. Nos permite construir una sesión única, con un diseño personalizado, un tema especial pintado a mano por una artista de primer nivel, una oportunidad para compartir con toda la familia y amigos esa alegría que trae una nueva vida en camino; en el momento justo para que la fotografía, más la pintura, acompañen una etapa irrepetible de la vida; de seguro, uno de los momentos más especiales. Para lograr nuestro propósito trabajamos mano a mano con los gustos e intereses de la Madre, así creamos un ambiente especial que trasciende a través de la pintura hasta la sesión fotográfica final; este enfoque nos permite entregar un trabajo de primer nivel.